Esta página emplea tanto cookies propias como de terceros para recopilar información estadística de su navegación por internet y mostrarle publicidad y/o información relacionada con sus gustos. Al navegar por este sitio web usted comprende que accede al empleo de estas cookies.

PLM-Logos
Bandera Ecuador
XOLYXA Tabletas recubiertas
Marca

XOLYXA

Sustancias

BOSUTINIB

Forma Famacéutica y Formulación

Tabletas recubiertas

Presentación

1 Caja, 120 Tabletas recubiertas, 100 Miligramos

1 Caja, 30 Tabletas recubiertas, 500 Miligramos

1 30 Tabletas recubiertas, 100 Miligramos

COMPOSICIÓN

XOLYXA 100 mg.

Cada tableta recubierta contiene Bosutinib monohidrato equivalente a 100 mg de Bosutinib.

Lista de excipientes: celulosa microcristalina, croscarmelosa sódica, poloxamero, povidona K30, estearato de magnesio, butil hidroxi tolueno, alcohol etílico, alcohol pilivinilico amarillo, agua purificaada.

XOLYXA 500 mg.

Cada tableta recubierta contiene Bosutinib monohidrato equivalente a 500 mg de Bosutinib.

Lista de excipientes: celulosa microcristalina, croscarmelosa sódica, poloxamero, povidona k30, estearato de magnesio, butil hidroxi tolueno, alcohol etílico, alcohol polivinilico morado, agua purificada.

Lea cuidadosamente este folleto antes de la administración de este medicamento. Contiene información importante acerca de su tratamiento. Si tiene cualquier duda o no está seguro de algo pregunte a su médico o químico farmacéutico. Guarde este folleto puede necesitar leerlo nuevamente.


FORMA FARMACÉUTICA: Tableta recubierta.

CODIGO ATC: L01XE14.

INDICACIONES: Tratamiento de pacientes adultos con leucemia mieloide crónica con cromosoma Philadelphia positivo (LMC Ph+), en fase crónica (FC), fase acelerada (FA) o fase blástica (FB), tratados previamente con uno o más inhibidores de la tirosina quinasa y para quienes imatinib, nilotinib y dasatinib no se consideran opciones adecuadas de tratamiento.


ACCIÓN FARMACOLÓGICA: Bosutinib pertenece a un grupo farmacológico de medicamentos conocidos como inhibidores de las quinasas. Bosutinib inhibe la quinasa anormal Bcr-Ab1 que promueve la LMC. Los estudios de modelización indican que bosutinib se une al dominio quinasa de Bcr-Abl. Bosutinib es además un inhibidor de la familia de quinasas Src, que incluye Src, Lyn y Hck; bosutinib inhibe mínimamente el receptor de PDGF y c-Kit.

CONTRAINDICACIONES: Hipersensibilidad al principio activo o a alguno de los excipientes. Insuficiencia hepática.

Embarazo – Lactancia

Mujeres en edad fértil: a las mujeres en edad fértil se les debe aconsejar que utilicen un método anticonceptivo eficaz y que eviten quedarse embarazadas durante el tratamiento con bosutinib Además, se debe advertir a estas pacientes que los vómitos o la diarrea pueden reducir la eficacia de los anticonceptivos orales ya que impiden que se absorban en su totalidad.

Embarazo: los datos relativos al uso de bosutinib en mujeres embarazadas son limitados. Los estudios realizados en animales han mostrado toxicidad para la reproducción. No se recomienda utilizar bosutinib durante el embarazo, ni en mujeres en edad fértil que no estén utilizando métodos anticonceptivos. Si se utiliza bosutinib durante el embarazo, o si la paciente queda embarazada durante el tratamiento con bosutinib, se le debe advertir del posible riesgo para el feto.

Lactancia: se desconoce si bosutinib y sus metabolitos se excretan en la leche materna.

No se puede excluir el riesgo potencial en niños lactantes. Debe interrumpirse la lactancia durante el tratamiento con bosutinib.

Fertilidad

Bosutinib podría alterar la función reproductora y la fertilidad en los seres humanos.

EFECTO EN LA CAPACIDAD PARA CONDUCIR Y UTILIZAR MÁQUINAS

La influencia de Bosutinib sobre la capacidad para conducir y utilizar máquinas es nula o insignificante.

Sin embargo, si un paciente en tratamielnto con bosutinib experimenta mareo, fatiga, alteraciones visuales u otras reacciones adversas con un potencial impacto sobre la capacidad para conducir y utilizar máquinas de manera segura, el paciente debe evitar realizar estas actividades mientras persistan las reacciones adversas.

REACCIONES ADVERSAS: Se ordenan las frecuencias estimadas para reacciones adversas de acuerdo con el siguiente criterio: muy frecuentes (≥1/10), frecuentes (≥1/100, < 1/10), poco frecuentes (≥1/1.000, <1/100); raras (≥1/10.000, <1/1.000); muy raras (<1/10.000), frecuencia no conocida (no pueden estimarse a partir de los datos disponibles).

Muy frecuentes: infección del aparato respiratorio, trombocitopenia, neutropenia, anemia, leucopenia, disminución del apetito, cefalea, tos, diarrea, vómitos, náuseas, dolor abdominal, aumento de alanina aminotransferasa, aumento de aspartato aminotransferasa, erupción, artralgia, pirexia, edema, fatiga.

Frecuentes: neumonía, gripe, bronquitis, nasofaringitis, neutropenia febril, hipersensibilidad al fármaco, deshidratación, hiperpotasemia, hipofosfatemia, mareo, disgeusia, derrame pericárdico, QT prolongado en el electrocardiograma, hipertensión, disnea, derrame pleural, gastritis, hepatotoxicidad, función hepática anormal, aumento de la bilirrubina plasmática, aumento de la gamma-glutamiltransferasa, urticaria, acné, prurito, mialgia, dolor de espalda, fallo renal, dolor torácico, dolor, astenia, lipasa elevada, creatinina plasmática elevada, amilasa plasmática elevada, creatina fosfoquinasa plasmática elevada.

Poco frecuentes: síndrome de lisis tumoral, granulocitopenia, shock anafiláctico, acúfenos, pericarditis, insuficiencia respiratoria, edema pulmonar agudo, hipertensión pulmonar, pancreatits aguda, hemorragias gastrointestinales, daño hepático, eritema multiforme, erupción exfoliativa, erupción medicamentosa, fallo renal agudo, insuficiencia renal.

Frecuencia no conocida: Síndrome de Stevens-Johnson y necrólisis epidérmica tóxica.

Se han combinado los siguientes términos:

- Infección del aparato respiratorio, infección de las vías respiratorias superiores, infección de las vías respiratorias inferiores, infección vírica de las vías respiratorias superiores, infección vírica del aparato respiratorio.

- Neumonía, bronconeumonía, neumonía atípica primaria, neumonía lobular.

- Prolongación del intervalo QT en el electrocardiograma, síndrome del intervalo QT largo.

- Trastornos vasculares hipertensivos, presión arterial aumentada.

- Dolor abdominal, dolor en la zona superior del abdomen, dolor en la zona inferior del abdomen, malestar abdominal, dolor abdominal a la palpación, dolor gastrointestinal.

- Hemorragia gastrointestinal, hemorragia gástrica, hemorragia en el tracto gastrointestinal superior.

- Hepatotoxicidad, hepatitis tóxica, hepatitis citolítica.

- Erupción, erupción maculopapular, erupción macular, erupción pruriginosa, erupción generalizada, erupción papular.

- Edema, edema facial, edema localizado, edema periférico.

- Fatiga, malestar general.

- Dolor torácico, malestar torácico.

INCOMPATIBILIDADES: Ninguna descrita


INTERACCIONES FARMACOLÓGICAS

Inhibidores del CYP3A

Debe evitarse el uso concomitante de bosutinib con inhibidores potentes del CYP3A (por ejemplo, ritonavir, indinavir, nelfinavir, saquinavir, ketoconazol, itraconazol, voriconazol, posaconazol, troleandomicina, claritromicina, telitromicina, boceprevir, telaprevir, mibefradilo, nefazodona, conivaptán, o productos con toronja, incluido el jugo de toronja) o con inhibidores moderados del CYP3A (por ejemplo, fluconazol, darunavir, eritromicina, diltiazem, dronedarona, atazanavir, aprepitant, amprenavir, fosamprenavir, imatinib, verapamilo, tofisopam, ciprofloxacino), ya que se produciría un aumento de la concentración plasmática de bosutinib.

Si se utilizan inhibidores débiles del CYP3A de forma concomitante con bosutinib, debe procederse con precaución. Se recomienda seleccionar, si es posible, un medicamento concomitante alternativo cuyo potencial de inhibición del enzima CYP3A sea nulo o mínimo.

Si durante el tratamiento con bosutinib, resulta necesario administrar un inhibidor potente o moderado del CYP3A, hay que plantearse interrumpir el tratamiento con bosutinib o reducir la dosis de bosutinib.

Inductores del CYP3A

Debe evitarse el uso concomitante de bosutinib con inductores potentes del CYP3A (por ejemplo, rifampicina, fenitoína, carbamacepina, hierba de San Juan, rifabutina, fenobarbital) o con inductores moderados del CYP3A (por ejemplo, bosentán, nafcilina, efavirenz, modafinilo, etravirina), ya que se produciría una disminución de la concentración plasmática de bosutinib.

Teniendo en cuenta la gran reducción de la exposición al bosutinib que se produjo cuando se administró bosutinib de forma concomitante con rifampicina, resulta improbable que el aumento de la dosis de bosutinib al administrarlo de forma concomitante con inductores potentes o moderados del CYP3A sea suficiente para compensar la pérdida de exposición.

Si se utilizan inductores débiles del CYP3A de forma concomitante con bosutinib, debe procederse con precaución.

Inhibidores de la bomba de protones (IBP)

Debe procederse con precaución en caso de que bosutinib se administre de forma concomitante con inhibidores de la bomba de protones (IBP). Siempre que sea posible, debe considerarse el uso de antiácidos de acción corta como alternativa a los IBP, distanciando los momentos de administración de bosutinib y de los antiácidos (es decir, toma de bosutinib por la mañana y de los antiácidos por la noche). Bosutinib muestra solubilidad acuosa in vitro dependiente de pH.

Efectos de bosutinib sobre otros medicamentos

Debe procederse con precaución si se administra bosutinib junto con medicamentos que sean sustratos de la glicoproteína-P (gp-P). Un estudio in vitro sugiere que bosutinib podría aumentar las concentraciones plasmáticas de medicamentos que sean sustratos de la gp-P, tales como digoxina, colchicina, tacrolimus y quinidina; agentes quimioterápicos como etopósido, doxorubicina y vinblastina; medicamentos inmunosupresores; glucocorticoides como dexametasona; medicamentos antirretrovirales para el VIH de tipo 1, como los inhibidores de la proteasa y los inhibidores no nucleósidos de la transcriptasa inversa.

Otro estudio in vitro indica que es improbable que aparezcan interacciones medicamentosas a la dosis terapéutica, como consecuencia de la inducción por parte del bosutinib sobre el metabolismo de medicamentos que sean sustratos del CYP1A2, CYP2B6, CYP2C9, CYP2C19 o CYP3A4.

Estudios in vitro muestran que es improbable que aparezcan interacciones medicamentosas a la dosis terapéutica, como consecuencia de la inhibición por parte del bosutinib sobre el metabolismo de medicamentos que sean sustratos del CYP1A2, CYP2A6, CYP2C8, CYP2C9, CYP2C19, CYP2D6 o CYP3A4/5.

Medicamentos antiarrítmicos y otras sustancias que pueden prolongar el intervalo QT

Bosutinib debe usarse con precaución en los pacientes que tengan o que puedan presentar una prolongación del intervalo QT, incluidos los pacientes que tomen medicamentos antiarrítmicos tales como amiodarona, disopiramida, procainamida, quinidina y sotalol, u otros medicamentos que puedan conducir a una prolongación del intervalo QT, tales como cloroquina, halofantrina, claritromicina, domperidona, haloperidol, metadona y moxifloxacino.

PRECAUCIONES Y ADVERTENCIAS

Alteraciones de la función hepática

El tratamiento con bosutinib se asocia con aumentos en las transaminasas séricas (ALT, AST). Dichos aumentos se produjeron generalmente al comienzo del tratamiento. Los pacientes en tratamiento con bosutinib deben hacerse pruebas de la función hepática antes del inicio del tratamiento y mensualmente durante los tres primeros meses de tratamiento, y según indicación clínica.

Los pacientes con aumento de las transaminasas han de manejarse mediante interrupción temporal del tratamiento con, o mediante suspensión definitiva de bosutinib. Los aumentos de transaminasas, especialmente si tienen lugar con incrementos concomitantes de bilirrubina, pueden constituir una señal temprana de lesión hepática inducida por el medicamento, por lo que estos pacientes han de ser manejados adecuadamente.

Diarrea y vómitos

El tratamiento con bosutinib se asocia con diarrea y vómitos, por lo que pacientes con alteraciones gastrointestinales clínicamente significativas recientes o en curso deberían utilizar este medicamento con precaución y únicamente tras una cuidadosa evaluación del riesgo-beneficio, ya que pacientes de estas características fueron excluidos de los ensayos clínicos. A los pacientes con diarrea y vómitos se les debe proporcionar el tratamiento habitual, que incluye un medicamento antidiarreico o antiemético y/o la reposición de líquidos. Además, estos efectos pueden controlarse interrumpiendo temporalmente el tratamiento con bosutinib, reduciendo la dosis o con la retirada definitiva de bosutinib. El agente antiemético, domperidona, tiene el potencial de prolongar el intervalo QT y de inducir arritmias - “torsade de pointes”; por ello, debe evitarse coadministrar domperidona. Sólo debe usarse en caso de que el resto de medicamentos no resulten eficaces. En situaciones de este tipo es obligatorio realizar una evaluación individualizada de la relación riesgo/beneficio, y debe vigilarse la posible aparición de una prolongación del intervalo QT en los pacientes.

Mielosupresión

El tratamiento con bosutinib se asocia con mielosupresión, definida como anemia, neutropenia y trombocitopenia. Deben realizarse recuentos sanguíneos completos semanalmente durante el primer mes, y a partir de ahí, mensualmente, o según indicación clínica. La mielosupresión debe o puede controlarse interrumpiendo temporalmente el tratamiento con bosutinib, reduciendo la dosis o con la retirada definitiva de bosutinib.

Retención de líquidos

El tratamiento con bosutinib puede asociarse a una retención de líquidos, incluyendo derrame pericárdico, derrame pleural y edema pulmonar. Los pacientes se deben monitorizar y controlar utilizando el tratamiento habitual. Además, estos efectos pueden controlarse interrumpiendo temporalmente el tratamiento con bosutinib, reduciendo la dosis o con la retirada definitiva de bosutinib.

Lipasa sérica

Se ha observado aumento de la lipasa sérica. Se recomienda proceder con precaución en los pacientes con antecedentes de pancreatitis. En caso de que los aumentos de la lipasa se presenten acompañados de síntomas abdominales, debe interrumpirse el tratamiento con bosutinib y adoptar las medidas diagnósticas que se consideren adecuadas para excluir pancreatitis.

Infecciones

Bosutinib puede predisponer a los pacientes a infecciones bacterianas, fúngicas, víricas o protozoarias.

Potencial proarrítmico

Se ha observado prolongación de la repolarización cardiaca ventricular (intervalo QTc) según la lectura automática realizada por el electrocardiógrafo, sin arritmia concomitante. Bosutinib debe administrarse con precaución a los pacientes con antecedentes o predisposición a la prolongación del intervalo QTc, que tengan una cardiopatía no controlada o significativa incluyendo infarto de miocardio reciente, insuficiencia cardiaca congestiva, angina inestable o bradicardia clínicamente significativa, o que estén recibiendo medicamentos con un efecto conocido de prolongación del intervalo QT (por ejemplo, antiarrítmicos u otros productos que puedan prolongar el intervalo QT). La presencia de hipopotasemia e hipomagnesemia puede potenciar este efecto.

Resulta aconsejable realizar una monitorización para ver si aparece algún efecto en el intervalo QTc, y se recomienda realizar un electrocardiograma basal antes de iniciar el tratamiento con bositinib, y cuando esté clínicamente indicado. Antes de administrar bosutinib se debe corregir la hipopotasemia o la hipomagnesemia, y se han de monitorizar periódicamente durante el tratamiento.

Insuficiencia renal

El tratamiento a largo plazo con bosutinib puede provocar una disminución clínicamente significativa de la función renal en pacientes con LMC. Es importante evaluar la función renal antes de iniciar el tratamiento y supervisarla minuciosamente durante el tratamiento con bosutinib, prestando especial atención a aquellos pacientes con factores de riesgo de disfunción renal, incluyendo el uso concomitante de medicamentos que puedan provocar nefrotoxicidad, como diuréticos, inhibidores de la ECA, bloqueadores de los receptores de la angiotensina y medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINEs).

Se recomienda reducir la dosis en pacientes con insuficiencia renal moderada o grave.

Reacciones cutáneas graves

Bosutinib puede provocar reacciones cutáneas graves, tales como el síndrome de Stevens-Johnson y la necrólisis epidérmica tóxica. El tratamiento con bosutinib se debe interrumpir de forma permanente en los pacientes que experimenten una reacción cutánea grave durante el tratamiento.

Síndrome de lisis tumoral

Debido a la posible aparición del síndrome de lisis tumoral (SLT), se recomienda la corrección de la deshidratación clínicamente significativa y el tratamiento de los niveles altos de ácido úrico antes de iniciar el tratamiento con bosutinib.

Reactivación del virus de la hepatitis B

Se ha producido reactivación de la hepatitis B en pacientes que son portadores crónicos de este virus después de que los pacientes hayan recibido inhibidores de la tirosina quinasa BCR-ABL. En algunos casos se produjo insuficiencia hepática aguda o hepatitis fulminante que dio lugar a un trasplante de hígado o a un desenlace mortal.

Los pacientes se deben someter a pruebas para detectar la infección por VHB antes de comenzar el tratamiento con Bosutinib. Se debe consultar a expertos en enfermedades hepáticas y en el tratamiento de la hepatitis B antes de comenzar el tratamiento en pacientes con una serología positiva para hepatitis B (incluyendo a los pacientes con enfermedad activa) y pacientes que den un resultado positivo en una prueba de infección por VHB durante el tratamiento. Los portadores del VHB que necesiten tratamiento con Bosutinib se deben someter a una estrecha monitorización para detectar signos y síntomas de infección activa por VHB a lo largo de todo el tratamiento y durante varios meses después de finalizar el tratamiento.

Inhibidores del CYP3A

Debe evitarse el uso concomitante de bosutinib con inhibidores potentes o moderados del CYP3A, ya que se produciría un aumento de la concentración plasmática de bosutinib.

Se recomienda seleccionar, si es posible, un medicamento concomitante alternativo cuyo potencial de inhibición del CYP3A sea nulo o mínimo.

Si durante el tratamiento con bosutinib resulta necesario administrar un inhibidor potente o moderado del CYP3A, hay que plantearse interrumpir el tratamiento con bosutinib o reducir la dosis de bosutinib.

Inductores del CYP3A

Debe evitarse el uso concomitante de bosutinib con inductores potentes o moderados del CYP3A, ya que se produciría una disminución de la concentración plasmática de bosutinib.

Efecto de los alimentos

Debe evitarse el consumo de productos que contengan toronja, incluyendo el jugo de toronja, así como de otros alimentos con un efecto conocido de inhibición del CYP3A.

VÍA DE ADMINISTRACIÓN: Oral.


DOSIS Y POSOLOGÍA: El tratamiento debe iniciarlo un médico con experiencia en el diagnóstico y el tratamiento de pacientes con LMC.

Posología

La dosis recomendada es de 500 mg de bosutinib una vez al día. En los ensayos clínicos se mantuvo el tratamiento con bosutinib hasta progresión de la enfermedad o hasta que dejó de ser tolerado por el paciente.

Ajustes de dosis

En el ensayo clínico de fase 2, en pacientes adultos con leucemia Ph+ tratada previamente, se permitió subir la dosis hasta 600 mg administrados una vez al día junto con alimentos, en aquellos pacientes que no habían experimentado reacciones adversas graves o moderadas persistentes en cualquiera de las siguientes circunstancias.

Circunstancias que llevaron al aumento de la dosis

- Ausencia de una respuesta hematológica completa (RHC) transcurridas 8 semanas.

- Ausencia de una respuesta citogenética completa (RCyC) transcurridas 12 semanas.

No se han estudiado dosis superiores a 600 mg/día y por lo tanto, no deben administrarse.

Ajustes de dosis en función de las reacciones adversas

Ajustes de dosis en función de las reacciones adversas no hematológicas

Si aparece toxicidad no hematológica moderada o grave, clínicamente significativa, debe interrumpirse el tratamiento con bosutinib, y una vez resuelta la toxicidad se puede reanudar el tratamiento a dosis de 400 mg una vez al día. Si resulta adecuado desde el punto de vista clínico, puede plantearse ir aumentando la dosis hasta 500 mg una vez al día.

Transaminasas hepáticas elevadas: si aparecen aumentos en las transaminasas hepáticas por encima de 5 veces el límite superior normal (LSN), debe interrumpirse el tratamiento con bosutinib hasta que se recupere una concentración ≤ 2,5 veces el LSN, tras lo que puede reanudarse el tratamiento a dosis de 400 mg una vez al día. Si la recuperación tarda más de 4 semanas, debe considerarse el cese del tratamiento con bosutinib. Si aparecen elevaciones de las transaminasas ≥ 3 veces el LSN junto con incrementos de la bilirrubina > 2 veces el LSN y en la fosfatasa alcalina < 2 veces el LSN, se debe interrumpir el tratamiento con bosutinib.

Diarrea: en caso de diarrea de grado 3-4 conforme a la clasificación CTCAE del NCI, el tratamiento con bosutinib debe interrumpirse, y tras la recuperación hasta grado ≤ 1, puede reanudarse el tratamiento a dosis de 400 mg una vez al día.

Ajustes de dosis en función de las reacciones adversas hematológicas

Se recomienda reducir la dosis en caso de neutropenia o trombocitopenia grave o persistente, tal y como se describe en la Tabla 1:

Tabla 1 - Ajustes de dosis en caso de neutropenia o

trombocitopenia

RANa < 1,0 x 109/l

y/o

Plaquetas < 50 x 109/l

No tratar con bosutinib hasta que el RAN ≥ 1,0 x 109/l y las plaquetas ≥ 50 x 109/l.

Si se produce recuperación dentro de un plazo de 2 semanas, reanudar el tratamiento con bosutinib a la misma dosis que antes. Si los recuentos sanguíneos permanecen bajos durante > 2 semanas, reducir la dosis en 100 mg y reanudar el tratamiento.

Si vuelve a aparecer citopenia, reducir la dosis en 100 mg tras la recuperación, y reanudar el tratamiento.

No se han evaluado dosis inferiores a 300 mg/día.

a RAN: recuento absoluto de neutrófilos

Pacientes de edad avanzada (≥ 65 años)

En los pacientes de edad avanzada no es necesaria una recomendación específica sobre la dosis. Dado que la información en pacientes de edad avanzada es limitada, se debe tener precaución en estos pacientes.

Insuficiencia renal

En pacientes con insuficiencia renal moderada (CrCL 30 a 50 ml/min, calculado según la fórmula Cockroft-Gault), la dosis recomendada de bosutinib es de 400 mg al día.

En pacientes con insuficiencia renal grave (CrCL <30 ml/min, calculado según la fórmula Cockroft-Gault), la dosis recomendada de bosutinib es de 300 mg al día.

Se puede considerar un aumento de la dosis a 500 mg una vez al día en pacientes con insuficiencia renal moderada o a 400 mg una vez al día en pacientes con insuficiencia renal grave en los casos en los que no se hayan experimentado reacciones adversas graves o moderadas persistentes en cualquiera de las siguientes circunstancias.

Circunstancias que llevaron al aumento de la dosis

- Ausencia de una respuesta hematológica completa (RHC) transcurridas 8 semanas.

- Ausencia de una respuesta citogenética completa (RCyC) transcurridas 12 semanas.

Trastornos cardiacos

En el caso de los pacientes con trastornos cardiacos importantes debe procederse con precaución.

Trastorno gastrointestinal reciente o en curso, clínicamente significativo

En el caso de los pacientes con trastorno gastrointestinal reciente o en curso, clínicamente significativo, debe procederse con precaución.

Población pediátrica

No se ha establecido la seguridad y eficacia de bosutinib en niños menores de 18 años de edad. No se dispone de datos.

Forma de administración

Bosutinib debe tomarse por vía oral una vez al día junto con alimentos. Si el paciente olvida tomar una dosis, no se le debe administrar una dosis adicional. El paciente debe tomar la dosis prescrita habitual al día siguiente.

SOBREDOSIS: A los pacientes que tomen una sobredosis de bosutinib se les debe mantener en observación y proporcionar el tratamiento de apoyo adecuado.

Ante la eventualidad de una sobredosificación acudir al hospital más cercano o comunicarse con su médico tratante.

INFLUENCIA DE LOS MÉTODOS DE DIAGNÓSTICO: No hay datos disponibles sobre la influencia en los métodos de diagnóstico.

PRESENTACIONES COMERCIALES

XOLYXA 100 mg. Caja por 30 y 120 tabletas + inserto: Caja por 30 y 120 + inserto ( muestra médica).

XOLYXA 500 mg. Caja por 30 tabletas + inserto. Caja por 30 tabletas + inserto (muestra médica).

Para mayor información diríjase a:

ricardo.lama@abbott.com

DIRECCIÓN MÉDICA ABBOTT LABORATORIOS DEL ECUADOR, Cía. Ltda.

CONDICIONES DE ALMACENAMIENTO: Conservar a temperatura no mayor a 30°C en su envase y empaque original. Todo medicamento debe conservarse fuera del alcance de los niños