Esta página emplea tanto cookies propias como de terceros para recopilar información estadística de su navegación por internet y mostrarle publicidad y/o información relacionada con sus gustos. Al navegar por este sitio web usted comprende que accede al empleo de estas cookies.

PLM-Logos
Bandera México
MYLREG Polvo
Marca

MYLREG

Sustancias

SULFATO DE GLUCOSAMINA

Forma Famacéutica y Formulación

Polvo

Presentación

1 Caja, 20 Sobre(s), 3.95 g,

1 Caja, 30 Sobre(s), 3.95 g,

1 Caja, 90 Sobre(s), 3.95 g,

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN:

Cada sobre contiene:
Sulfato de Glucosamina Cristalina 1.884 g
equivalente a 1.5 g
de Sulfato de Glucosamina
Excipiente cbp 1 sobre

INDICACIONES TERAPÉUTICAS: Para el tratamiento de la osteoartritis y/o sus síntomas, es decir, dolor y limitación de las funciones.

FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA:

Propiedades farmacodinámicas:

Grupo farmacoterapéutico:
Otros agentes antiinflamatorios y antirreumáticos, fármaco antiinflamatorio no-esteroideo.

Código ATC: M01AX05.

Mecanismo de acción: El ingrediente activo, sulfato de glucosamina, es la sal de glucosamina amino-monosacárido que está fisiológicamente presente en el cuerpo humano y se utiliza junto con sulfatos, para la biosíntesis de ácido hialurónico del líquido sinovial y de los glicosaminoglicanos de la sustancia fundamental del cartílago articular.

El sulfato de glucosamina ha sido por lo tanto propuesto para estimular la síntesis de glicosaminoglicanos y, por lo tanto, de proteoglicanos del cartílago articular. Sin embargo, la glucosamina ha demostrado más recientemente inhibir la interleuquina 1 (1L-1) intracelular vía señalización y por lo tanto la expresión génica inducida de IL-1, lo que apoyaría por un lado la actividad sobre los síntomas de osteoartritis (posiblemente ligado con los consiguientes efectos antiinflamatorios leves) y del otro lado el posible retraso del daño estructural articular demostrado en los estudios clínicos a largo plazo (posiblemente debido a la inhibición de la generación estimulada por IL-1 de mediadores de degradación del cartílago).

Efectos farmacodinámicos: Los estudios in vitro e in vivo iniciales han demostrado que la ingesta exógena de sulfato de glucosamina estimula la biosíntesis de proteoglicanos, que es insuficiente en la osteoartritis, promueve la fijación de azufre en la síntesis de los glicosaminoglicanos y tiene una acción trófica hacia el cartílago articular.

Los siguientes estudios han indicado que el sulfato de glucosamina inhibe la generación de sustancias que destruyen los tejidos, como los radicales superóxido, y la actividad de enzimas lisosomales, más allá de la destrucción de cartílago articular de enzimas como colagenasas y fosfolipasas A2. Estas actividades contribuyen a los efectos antiinflamatorios leves observados en modelos animales in vivo, incluidos los de la osteoartritis experimental. A diferencia de los AINE, la glucosamina no inhibe directamente la actividad de la ciclooxigenasa.

Estudios más recientes han postulado que la mayor parte del efecto metabólico y antiinflamatorio mencionado anteriormente puede ser debido a una inhibición de la señal intracelular trasductional para la estimulación de IL-1, una de las citoquinas implicadas en la patogénesis de la osteoartritis, y de la consiguiente inhibición de la transcripción génica inducida por la citoquina. El sulfato de glucosamina, a las concentraciones de glucosamina descritas en el plasma y en el líquido sinovial de pacientes osteoartríticos, de hecho, puede inhibir la expresión génica inducida por IL-1 de una serie de enzimas pro-inflamatorias en los tejidos articulares y de enzimas pro-degradativas en cartílagos, tales como algunas metaloproteasas incluyendo agrecanasas. La contribución postulada de iones sulfato en estas actividades farmacodinámicas de glucosamina no se conoce completamente.

Todas las actividades antes mencionadas tienen efectos favorables sobre los procesos degenerativos del cartílago que son la base de la artrosis y en el cuadro sintomático de la enfermedad.

Eficacia clínica y tolerabilidad: Los estudios clínicos a corto y mediano plazo han demostrado que la eficacia del sulfato de glucosamina sobre los síntomas de osteoartritis es evidente ya después de 2-3 semanas desde el inicio de la administración. Por otra parte, la eficacia sintomática del tratamiento con sulfato de glucosamina, en comparación con analgésicos comunes y fármacos antiinflamatorios no esteroideos, es ideal después de ciclos continuos de 6 meses, o después de ciclos de 3 meses con un efecto residual evidente de un promedio de 2 meses después de retirar el tratamiento.

Los estudios clínicos del tratamiento diario continuo de hasta 3 años han mostrado una mejora progresiva de la eficacia sobre los síntomas y un retraso estructural de la articulación, como se determina mediante radiografía simple.

El sulfato de glucosamina ha demostrado una buena tolerabilidad sobre los dos cursos de tratamiento a largo plazo y corto plazo.

Propiedades farmacocinéticas:

Absorción:
Estudios en animales y humanos han demostrado que, después de la administración oral de glucosamina marcado con 14C, la radiactividad es rápida y casi completamente absorbida sistémicamente. En el hombre se absorbe aproximadamente el 90% de la dosis radiactiva. La biodisponibilidad absoluta de glucosamina en rata después de la administración de sulfato de glucosamina oral fue de 26%, debido al efecto de primer paso del hígado. En el hombre, la biodisponibilidad absoluta es desconocida, pero los cálculos alométricos sugieren que es similar a la observada en la rata, es decir, de 20% a 30%.

Después de la administración oral de sulfato de glucosamina en voluntarios sanos, como dosis repetidas de 1500 mg al día, las concentraciones plasmáticas máximas en estado estacionario (Cmáx, ss) promedió 1602 ± 425 ng/ml (8.9 μM). Esas concentraciones se alcanzaron 1.5-4 h (mediana: 3 h) después de la administración (tmáx). En estado estacionario, el ABC de las concentraciones plasmáticas en función del tiempo promedio 14564 ± 4138 ng.h/ml. Esos parámetros se han obtenido después de la administración de glucosamina en condiciones de ayuno, y se desconoce si las comidas pueden afectar significativamente la biodisponibilidad oral del fármaco. La farmacocinética de glucosamina ha demostrado ser lineal después de administraciones repetidas una vez al día en el intervalo de dosis desde 750 hasta 1500 mg, mientras que a dosis de 3000 mg las concentraciones plasmáticas de glucosamina fueron menores que las esperadas en base al aumento proporcional de la dosis. La farmacocinética de glucosamina en estado estacionario fue independiente del tiempo, sin mostrar acumulación anormal o reducción de la biodisponibilidad en comparación con el perfil farmacocinético observado después de una sola administración.

La farmacocinética de glucosamina fue similar en hombres y mujeres y no se evidenciaron diferencias entre los voluntarios sanos y los pacientes con osteoartritis de la rodilla. En esta última población, la concentración plasmática promedio después de 3 h después de la administración de la última dosis en periodo de 14 días de dosificación repetida una vez al día a dosis de 1500 mg fue 7.2 μM, similar a la Cmáx detectada en voluntarios sanos, mientras que la concentración promedio en el líquido sinovial fue únicamente 25% menor y por lo tanto también en el rango de 10 mM. Las concentraciones máximas en estado estacionario de glucosamina en el plasma y en el líquido sinovial después de repetidas dosis orales de una vez al día de 1500 mg, por tanto, ambas están en el rango de 10 μM y por consiguiente de acuerdo con que es farmacológicamente activa en modelos experimentales in vitro, apoyando así el mecanismo farmacológico de acción y los efectos clínicos.

La farmacocinética de glucosamina no se investigó en pacientes con insuficiencia renal o hepática. Los estudios realizados en pacientes con disfunción renal fueron considerados irrelevantes debido a la limitada contribución de los riñones en la eliminación de glucosamina (véase el párrafo excreción). Del mismo modo, los estudios en sujetos con insuficiencia hepática no se llevaron a cabo debido al destino metabólico de glucosamina que como sustancia endógena entra en la vía de hexosamina para la biosíntesis de glicosaminoglicanos y proteoglicanos, su degradación es a través del ciclo de Krebs, en ausencia de metabolismo a través del sistema CYP450, y la contribución limitada del hígado para la eliminación del fármaco (véase el párrafo excreción). Por lo tanto, por lo que se ha descrito anteriormente y en la luz del buen perfil de seguridad y tolerabilidad de glucosamina, no es necesario un ajuste de dosis en pacientes con insuficiencia renal o hepática.

Distribución: Después de la absorción oral, la glucosamina se distribuye de manera significativa en los compartimentos extra-vasculares (incluyendo el líquido sinovial: véase más adelante), con un volumen aparente de distribución 37 veces mayor que el total de agua corporal en humanos. La glucosamina no se une a proteínas plasmáticas. Por lo tanto, es muy poco probable que la glucosamina pudiera producir una interacción de desplazamiento de fármacos cuando se co administra con otros fármacos que se unen fuertemente a proteínas plasmáticas.

Metabolismo: El perfil metabólico de glucosamina no ha sido estudiado ya que el fármaco, siendo una sustancia endógena, se utiliza como un bloque de construcción para la biosíntesis de los componentes del cartílago articular. Siendo un amino azúcar, la glucosamina no es un sustrato de la citocromo P450 (CYP 450) del sistema, y por esta razón es poco probable durante el uso clínico de la glucosamina las interacciones metabólicas fármaco-fármaco. A pesar de que la glucosamina no es un sustrato para el sistema CYP450 puede actuar como inhibidor y/o como inductor de las enzimas del citocromo potencialmente generadoras de interacciones metabólicas fármaco-fármaco.

Para excluir este riesgo, se incubaron enzimas recombinantes humanas de inhibición metabólicas de interacciones medicamentosas, CYP3A4, 1A2, 2E1, 2C9 y 2D6 con sulfato de glucosamina cristalina en concentraciones de hasta 3 mM (expresado como base libre), es decir, una concentración mucho más alta que la observada después de dosis terapéuticas de 1500 mg en el hombre. Sulfato de glucosamina cristalino no produce inhibición de la actividad de cualquiera de las isoformas del CYP450 probadas.

Para excluir el riesgo de inducción de interacciones metabólicas, se incubaron hepatocitos humanos con el sulfato de glucosamina cristalino a una concentración de hasta 3 mM. El fármaco no produjo inducción de la expresión de mRNA CYP para cualquiera de los CYP investigados (CYP1A2, 2B6, 2C9, 2C19 y 3A4). Por lo tanto el sulfato de glucosamina cristalino no actúa ni como inhibidor ni como inductor de las isoformas del CYP450 humanas ensayadas incluso cuando se ensayó a concentraciones de glucosamina 300 veces mayores que las concentraciones plasmáticas máximas observadas en el hombre después de dosis terapéuticas de sulfato de glucosamina cristalina.

En conclusión, no se esperan interacciones de inhibición y/o inducción metabólica clínicamente relevantes entre el sulfato de glucosamina cristalina y fármacos co-administrados que sean sustratos de las isoformas del CYP450 humana investigado.

Excreción: En el hombre, la vida media de eliminación terminal de glucosamina de plasma ha sido estimada aproximadamente en 15 h.

Después de la administración oral de glucosamina marcado con 14C a humanos, la excreción urinaria de radiactividad fue 10 ± 9% de la dosis administrada mientras que la excreción fecal fue 11.3 ± 0.1%. La excreción urinaria de glucosamina sin cambios después de la administración oral en el hombre fue baja (aproximadamente 1% de la dosis administrada). Esos resultados muestran que el riñón contribuye significativamente a la eliminación de la glucosamina y/o de sus metabolitos y/o sus productos de degradación. La limitada excreción fecal de radiactividad después de la administración oral de glucosamina radiactiva también sugiere una excreción biliar limitada de glucosamina y/o sus metabolitos y/o sus productos de degradación de acuerdo con una limitada contribución del hígado para la eliminación de la glucosamina.

CONTRAINDICACIONES: Hipersensibilidad a glucosamina o a algún excipiente contenido en MYLREG®.

MYLREG® no debe ser administrado a pacientes que son alérgicos a los mariscos, ya que el ingrediente activo (glucosamina) se obtiene de mariscos.

MYLREG® contiene aspartame, por lo cual, está contraindicado en pacientes con fenilcetonuria.

MYLREG® contiene sorbitol. Los pacientes con problemas hereditarios de intolerancia a la fructosa no deben tomar este medicamento.

RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA:

Embarazo: No hay datos suficientes sobre el uso de glucosamina en mujeres embarazadas. Se cuenta con estudios en animales, los cuales son insuficientes.

MYLREG® no debe utilizarse durante el embarazo.

Lactancia: No hay datos disponibles sobre la excreción de glucosamina en la leche humana. Por lo que el uso de glucosamina durante la lactancia no se recomienda ya que no hay datos sobre la seguridad para el recién nacido.

REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS: Las reacciones adversas más comunes asociadas con la administración oral son náuseas, dolor abdominal, dispepsia, flatulencia, estreñimiento y diarrea. Las reacciones adversas son generalmente leves y transitorias.

En la siguiente tabla, se han agrupado las reacciones adversas en base al "Orden internacionalmente convenido de importancia" Sistema de Clasificación de órganos (SOC) MedDRA. En cada SOC, los efectos indeseables fueron clasificados de acuerdo con su frecuencia de ocurrencia. En cada clase de frecuencia se presentan los efectos no deseados de acuerdo con un orden decreciente de gravedad.

Sist. Clasif. de órganos

Muy común

1/10

Común de 1/100 a 1/10

Poco común

de 1/1,000

a 1/100

Raro de

1/10,000

a 1/1,000

Muy raro

1/10,000

Desconocido*

Trastornos del sistema inmune

Reacción alérgica

Trastornos del sistema nervioso

Dolor de cabeza

Mareos

Somnolencia

Cansancio

Trastornos del ojo

Alteraciones visuales

Trastornos gastrointestinales

Diarrea

Estreñimiento

Náuseas

Flatulencias

Dolor abdominal

Dispepsia

Trastornos de la piel y el tejido subcutáneo

Eritema

Prurito

Erupción

Trastornos generales y cond. del sitio de inyección

* La frecuencia no puede ser estimada con los datos disponibles.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD: Los estudios toxicológicos realizados con sulfato de glucosamina muestran un amplio margen de seguridad del medicamento.

Se llevaron a cabo los siguientes estudios preclínicos toxicológicos. Las dosis máximas probadas reportadas son las que no muestran efectos tóxicos o muestran efectos tóxicos mínimos, éstos son reversibles, no hubo órgano diana detectable y ni un "compartimento profundo".

• Estudios de toxicidad aguda en ratones y ratas por i.v., i.m y vía oral, con un máximo de 5000 mg/kg administrados por vía oral;

• Estudios de toxicidad subcrónica de 4 semanas en conejo por la administración i.v. hasta 80 mg/kg, en rata por vía oral a 240 mg/kg, y en el perro por el i.v. por 13 semanas hasta 300 mg/kg;

• Estudios de toxicidad crónica de 52 semanas en ratas con dosis orales de hasta 2700 mg/kg, y de 26 semanas en perros con dosis orales de hasta 2149 mg/kg;

• Estudios de embriotoxicidad en ratas y conejos, por vía oral hasta 2500 mg/kg, y estudios de fertilidad en ratas por vía oral hasta 2149 mg/kg;

• Estudios de potencial mutagénico in vitro hasta la concentración de 5000 mg/ml y en vivo hasta la dosis oral de 1592 mg/kg en la rata y 7160 mg/kg en el ratón.

Las dosis muy grandes representan múltiplos de las dosis diarias que se utilizan actualmente en la terapia humana, que son alrededor de 20 a 25 mg/kg.

INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO: No se han realizado estudios específicos de interacciones medicamentosas. Sin embargo, las propiedades físico-químicas y farmacocinéticas de sulfato de glucosamina sugieren un bajo potencial de interacciones. Además se encontró que el sulfato de glucosamina no inhibe ni induce a cualquiera de las enzimas CYP450 humanas. De hecho, el compuesto no compite por mecanismos de absorción y, después de la absorción, no se une a las proteínas del plasma, por lo que su destino metabólico como sustancia endógena incorporada en proteoglicanos o degradado de forma independiente del sistema enzimático del citocromo, es poco probable que dé lugar a interacciones medicamentosas.

Sin embargo, se ha informado de un aumento del efecto de los anticoagulantes cumarínicos durante el tratamiento concomitante con sulfato de glucosamina. Por lo tanto, se puede considerar un control más estricto de los parámetros de coagulación en estos pacientes cuando inicia o finaliza el tratamiento con glucosamina.

La administración oral de sulfato de glucosamina puede mejorar la absorción gastrointestinal de tetraciclinas.

Se pueden administrar agentes analgésicos esteroideos y no-esteroideos o antiinflamatorios no esteroideos junto con el sulfato de glucosamina.

ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO: No se han demostrado con el uso del producto.

PRECAUCIONES GENERALES: Consulte a su médico para descartar la presencia de enfermedades en las articulaciones, las cuales deberán considerarse bajo otro tratamiento.

Se recomienda precaución en el tratamiento de los pacientes con alteración de la tolerancia a la glucosa. Puede ser necesario un control más estricto de los niveles de azúcar en la sangre en los diabéticos al inicio del tratamiento.

En pacientes asmáticos, el producto debe utilizarse con precaución ya que estos pacientes podrían ser más susceptibles a desarrollar una reacción alérgica a la glucosamina con una posible exacerbación de sus síntomas.

El contenido de sodio de las formulaciones orales (151 mg de sodio) debe tenerse en cuenta en pacientes con dietas controladas en sodio.

No se han realizado estudios especiales en pacientes con insuficiencia renal o hepática. El perfil toxicológico y farmacocinético del producto no indica limitaciones para estos pacientes. Sin embargo, la administración a pacientes con insuficiencia hepática severa o insuficiencia renal debe estar bajo supervisión médica.

Glucosamina no debe utilizarse en niños y adolescentes menores de 18 años, ya que no se han establecido la seguridad y eficacia.

La glucosamina no está indicada para el tratamiento de los síntomas de dolor agudo. El alivio de los síntomas (especialmente el alivio del dolor) se presenta hasta después de algunas semanas de haber iniciado el tratamiento y en algunos casos incluso más. Si no hay alivio de los síntomas en 2-3 meses, seguido de tratamiento con glucosamina debe ser reevaluado.

La seguridad y la eficacia del sulfato de glucosamina han sido confirmados en ensayos clínicos para el tratamiento de hasta tres años.

Niños y adolescentes: La glucosamina MYLREG® no debe utilizarse en niños y adolescentes menores de 18 años.

Adultos mayores: No hay estudios específicos realizados en ancianos, pero de acuerdo a la experiencia clínica no es necesario un ajuste de dosis en pacientes sanos de edad avanzada.

Pacientes con función renal y/o hepática alterada: En pacientes con insuficiencia renal y/o hepática no hay recomendaciones de la dosis que se puede administrar, no se tienen estudios disponibles.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN:

Dosis: Disolver el contenido de un sobre al día en un vaso con agua, tomar de preferencia en las comidas.

Vía de administración: Oral. Para solución.

MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL: No se conocen casos de sobredosis accidental o intencionada. Con base en estudios de toxicidad aguda y crónica en animales, los síntomas de la toxicidad no es probable que se produzcan en dosis de hasta 200 veces la dosis terapéutica. Sin embargo, si se produce una sobredosis en el tratamiento debe ser sintomática, y se deben adoptar la medidas de soporte estándar según sea necesario, por ejemplo, actuar para restablecer el equilibrio hidroelectrolítico.

PRESENTACIONES: Caja con 20, 30 y 90 sobres con 3.95 g de polvo.

RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO: Consérvese a no más de 30ºC.

LEYENDAS DE PROTECCIÓN:

Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños. No se administre a menores de 18 años. Atención fenilcetonúricos. Contiene aspartame. Contiene 54.4% de otros azúcares. Literatura exclusiva para profesionales de la salud.

Reporte las sospechas de reacción adversa al correo: farmacovigilancia@cofepris.gob.mx
y al correo farmacovigilancia@medapharma.mx

Hecho en Irlanda por:

Rottapharm Ltd.

Damastown Industrial Park,

Mulhunddart, Dublín 15, Irlanda.

Para:

Meda Pharma Manufacturing GmbH

Neurather Ring 1, 51063 Köln, Alemania.

Importador, Distribuidor y Representante Legal en México:

MEDA PHARMA S. de R.L. de C.V.

Rancho 4 Milpas Km 1, Módulo 10,

Carretera Tepotzotlán-La Aurora MDC

Fase II Sección "I" de Indio,

Col. Ex Hacienda de San Miguel,

C.P. 54715, Cuautitlán lzcalli, México, México

Reg. Núm. 126M2018, SSA IV