Esta página emplea tanto cookies propias como de terceros para recopilar información estadística de su navegación por internet y mostrarle publicidad y/o información relacionada con sus gustos. Al navegar por este sitio web usted comprende que accede al empleo de estas cookies.

PLM-Logos
Bandera México
Marca

CILOCID 5 MG

Sustancias

ÁCIDO FÓLICO

Forma Famacéutica y Formulación

Tableta

Presentación

1 Caja, 20 Tabletas, 5 Miligramos

1 Caja, 30 Tabletas, 5 Miligramos

1 Caja, 60 Tabletas, 5 Miligramos

1 Caja, 90 Tabletas, 5 Miligramos

1 Caja, 92 Tabletas, 5 Miligramos

1 Caja, 120 Tabletas, 5 Miligramos

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN:

Cada TABLETA contiene:

Ácido fólico

5 mg

Excipiente, c.b.p. 1 tableta.

INDICACIONES TERAPÉUTICAS: El ácido fólico, también llamado ácido pteroilglutámico, es un agente nutritivo de la vitamina B que es útil en la deficiencia de ácido fólico. Posee un peso molecular de 441.41.

El ácido fólico es útil en la deficiencia de folatos debida a diversa causas: a) aporte alimentario deficiente y/o alcoholismo, b) aumento en los requerimientos como el embarazo, la lactancia, la primera infancia c) defectos de la absorción intestinal: esprue, corto circuito o síndrome de asa ciega, d) uso de anticonvulsivantes o anticonceptivos durante periodos prolongados, e) pacientes sometidos a nutrición parenteral total, f) pacientes con un estado patológico caracterizado por incremento en el catabolismo con un recambio celular elevado, y g) psoriasis.

FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA:

Farmacocinética: Posee una biodisponibilidad de 76 a 93%. Se absorbe mediante un proceso de acarreadores, principalmente en la parte proximal del intestino delgado. La absorción se produce en el duodeno y muy poco en el yeyuno y prácticamente no se absorbe en el íleo distal. En las células epiteliales, los poliglutamatos son reducidos a dihidrofolatos y tetrahidrofolatos; se unen a las proteínas plasmáticas. La mayor afinidad es la de los análogos no metilados, y son transportados en forma de metiltetrahidrofolato. Los niveles plasmáticos oscilan de 4 a 20 ng/ml y reflejan fielmente la ingestión de la dieta. El folato de los eritrocitos (normal, 175 a 316 ng/ml en sangre total, corregido para un hematócrito de 45%) es un indicador más seguro de este estado. Después de la administración oral del ácido fólico se observan concentraciones de 15 a 400 ng/ml en un Tmáx. de 120 minutos.

Farmacodinamia: El ácido fólico no es el principal folato en los alimentos, ni tampoco es la coenzima activa para un metabolismo intracelular. De hecho, después de su absorción el ácido fólico es reducido a ácido tetrahidrofólico que actúa como aceptor de unidades de carbono. Éstas se pegan a diferentes posiciones para formar seis principales derivados que cada uno juega un papel diferente en el metabolismo intracelular. El tetrahidrofolato participa en conversión de serina a glicina al aceptar un grupo metileno de la serina. El fosfato de piridoxal se requiere como cofactor. El producto resultante, 5,10-metilen tetrahidrofolato, es una coenzima esencial en la síntesis de timidilato. En esta reacción un grupo metil es donado al ácido deoxiuridílico para formar ácido timidílico. Éste es el paso limitante en la síntesis de DNA. El ácido fólico es un componente esencial en la dieta del ser humano. Su deficiencia produce una síntesis defectuosa de DNA en toda célula que intenta su replicación cromosómica y división. Dado que los tejidos con mayor índice de recambio celular son los que presentan mayores alteraciones, el sistema hematopoyético resulta especialmente sensible a la deficiencia del ácido fólico. Asimismo, la síntesis de nucleótidos de purina requiere ácido fólico.

Alrededor de 5 a 20% del folato se elimina sin absorber. La ingestión oral y el ciclo enterohepático de la vitamina mantienen una provisión constante del metiltetrahidrofolato. El hígado reduce y metila activamente el ácido fólico, lo transporta a la bilis para ser reabsorbido en el intestino y posteriormente llevado a los tejidos (la importancia de este ciclo enterohepático se comprueba por estudios en animales). Luego de su capacitación por las células mediante un proceso de endocitosis mediada por receptores, el metiltetrahidrofolato actúa como un donador de metilo para la formación de metilcobalamina. También actúa en la conservación de la homocisteína en metionina. En la síntesis del timidilato, un paso limitante en la síntesis de DNA, es fuente del metiltetrahidrofolato (al ceder el metilo), éste actúa en la conversión de serina en glicina. Actúa como aceptor de un grupo farmimino en la conversión del ácido farmimino-glutámico. Actúa en la utilización o generación de folato.

El folato es almacenado dentro de las células como poliglutamatos. El ácido fólico y sus congéneres son compuestos inestables, de 50 a 90% pueden destruirse por ebullición y el enlatado. Clínicamente, el signo más temprano de la deficiencia de ácido fólico es la anemia magaloblástica, en el cual el defecto de la síntesis del DNA produce una anormalidad morfológica características en las células precursoras de la medula ósea.

Este defecto produce eritrocitos macrocíticos anormales y el paciente desarrolla una anemia grave. Dentro de las primeras 48 horas de iniciada la terapia, la eritropeyesis megaloblástica desaparece y a medida que se va realizando la eritropeyesis eficiente, la concentración plasmática de hierro se normaliza. El recuento de reticulocitos comienza a elevarse al segundo o tercer día y alcanza un máximo entre el quinto y el séptimo día (lo que refleja el estado proliferativo de la medula). Su eliminación es por vía renal. Cantidades superiores a las necesidades diarias se eliminan por orina casi como producto inalterado.

CONTRAINDICACIONES: Hipersensibilidad a los componentes de la fórmula, anemia perniciosa.

RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA: No se han descrito efectos teratogénicos.

REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS:

Reacciones de hipersensibilidad. Se ha reportado anafilaxis después de la administración intravenosa de ácido fólico. También se ha observado la presencia de angioedema facial.

Efectos en el sistema nervioso central: Se ha observado que en pocos casos, la administración del ácido fólico a dosis de 5 mg tres veces al día produjo alteraciones del sueño, en los patrones del sueño, irritabilidad y malestar generalizado, excitabilidad e hiperactividad, los cuales generalmente desaparecen o mejoran rápidamente al suspender el medicamento.

En raras ocasiones puede requerir hasta 3 semanas para obtener la total recuperación. Se han reportado, esporádicamente, empeoramiento de cuadros psicóticos o convulsiones.

Efectos gastrointestinales: Después de la administración de 15 mg/día se ha presentado náuseas, distensión abdominal, flatulencia, mal sabor de boca o sabor amargo.

Efectos dermatológicos: Se ha observado rash como resultado de reacciones de tipo alérgico y se manifiesta por la presencia de eritema, prurito y/o urticaria. Los síntomas ceden en pocos días al suspender el tratamiento.

Otros: En voluntarios sanos que recibieron entre 400 y 500 µg/día de ácido fólico, se observó depleción de zinc probablemente por interferencia con su absorción. Con grandes dosis, coloración amarillenta de la orina.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD: No existen hasta la fecha reportes de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis o alteraciones de la fertilidad. Este medicamento está clasificado en el Comité Australiano de Evaluación de Fármacos como en categoría A, es decir, fármacos que se han usado ampliamente por mujeres embarazadas sin presentar malformaciones o un incremento en la frecuencia de estas mismas, o bien que no producen efectos directos dañinos sobre el feto.

INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO:

Disminuyen la absorción del ácido fólico: La fenitoina, sulfalacina, primidona, barbitúricos, nicloserina, anticonceptivos orales.

Precaución con el uso de antagonistas del ácido fólico: Metotrexato, pirimetanina, triamtereno, compuestos de diamidina, trimetoprim, así como con el uso de cortisona, y cloramfenicol, ya que se puede presentar un posible aumento de convulsiones. La eficacia de los anticonvulsivantes también puede verse disminuida. El ácido fólico disminuye el efecto del zinc. Se recomienda no tomar alcohol.

ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO: Las reservas de folato en el organismo son muy limitadas. Niveles séricos de ácido fólico menores a 5 ng/ml sugieren el diagnóstico, que se confirma ante el hallazgo de niveles bajos de folato en eritrocitos (valores normales: 160 a 640 ng/ml).

PRECAUCIONES GENERALES: Las dosis elevadas de ácido fólico pueden enmascarar deficiencias de vitamina B12, de manera que puede ocurrir remisión hematológica mientras la sintomatología neurológica tiende a progresar.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN:

Adultos: 5 mg al día. Se debe tomar con los alimentos (para evitar una posible irritación gástrica). Se recomienda tomar todos los días en una hora similar. No doblar la dosis en caso de olvido en una toma.

El tratamiento debe ser tan específico como sea posible. Es aconsejable evitar los preparados multivitamínicos, a menos que existan buenas razones para sospechar de la deficiencia de varias vitaminas; aunque se debe comprobar una posible deficiencia de vitamina B12 (fundamentalmente en la anemia megaloblástica) y vitamina C.

Vía de administración: Oral.

MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL: Para vía oral no se conocen efectos tóxicos.

PRESENTACIONES: Caja con 20, 30, 60, 90, 92 o 120 tabletas de 5 mg.

RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO: Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C y en lugar seco.

LEYENDAS DE PROTECCIÓN:

Literatura exclusiva para médicos. No se deje al alcance de los niños. Su venta requiere receta médica.

BRULUAGSA, S.A. de C.V.

Calle 18, Lote 10, Manzana 23

Parque Industrial, C.P. 50450

Atlacomulco, México

Reg. Núm. 004V2001, SSA IV