Esta página emplea tanto cookies propias como de terceros para recopilar información estadística de su navegación por internet y mostrarle publicidad y/o información relacionada con sus gustos. Al navegar por este sitio web usted comprende que accede al empleo de estas cookies.

PLM-Logos
Bandera México
Marca

ALDROMASIL

Sustancias

AMLODIPINO

Forma Famacéutica y Formulación

Tabletas recubiertas

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN:

Cada TABLETA contiene:

Besilato de amlodipino equivalente a 5 mg
de amlodipino

Excipiente, c.b.p. 1 tableta.

INDICACIONES TERAPÉUTICAS: Amlodipino es el medicamento indicado en el tratamiento inicial de primera elección de la hipertensión arterial y se emplea para el control de la presión arterial sanguínea en la mayoría de los pacientes, ya que tiene más selectividad y pocos efectos cardiacos.

Sin embargo, amlodipino tiene un inicio más gradual y una duración más larga de la acción, dando como resultado menos hipertensión severa y menos taquicardia.

Además, este medicamento está indicado como un tratamiento inicial de la isquemia miocárdica bien sea debida a obstrucción fija y/o vasoespasmo/vasoconstricción de la vasculatura coronaria.

Aquellos enfermos que no estén lo suficientemente controlados con un solo antihipertensivo pueden beneficiarse de la adición de amlodipino, asociándolo con diuréticos tiazídicos, alfabloqueantes, bloqueadores de los receptores beta-adrenérgicos o inhibidores de la enzima convertidora de la angiotensina.

Amlodipino puede utilizarse solo, como monoterapia, o en combinación con otro medicamento antihipertensivo en pacientes con angina refractaria a los nitratos y/o beta bloqueadores en dosis adecuadas.

FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA EN HUMANOS: Amlodipino es un bloqueador de los iones calcio, es decir, es aquel que inhibe la función del flujo de los iones calcio voltaje dependientes tipo L (larga duración y larga capacidad) a través de los canales de calcio en músculo cardiaco liso.

El principal sitio de acción es en la musculatura periférica, produciendo vasodilatación tanto en arterias como arteriolas, aunque esto también produce vasodilatación en los músculos vasculares coronarios, mejorando la liberación de oxígeno al miocardio. La gran selectividad para el músculo vascular liso reduce la resistencia vascular periférica del músculo cardiaco con mínimo efecto o sin efecto en la conducción o contractilidad cardiaca.

En cuanto al mecanismo de acción con el cual amlodipino alivia la angina, no ha sido completamente esclarecido pero sí se tiene con claridad que este medicamento reduce la resistencia periférica total (poscarga) contra la cual trabaja el corazón. Dado que la frecuencia cardiaca no se modifica, esta reducción en la carga de trabajo cardiaco se acompaña de una disminución tanto en el consumo de energía como en los requerimientos de oxígeno por el miocardio.

Se han observado reducciones en la presión sanguínea sistólica y diastólica en un rango entre 10-18% en pacientes que han recibido dosis de 10 mg/día por más de 6 semanas y con duración de más de 1 año. Sin embargo en pacientes con presión sanguínea normal no se observó muy poco ningún efecto.

La administración de la dosis diariamente de amlodipino en enfermos con angina incrementa el tiempo total de ejercicio, así como el tiempo para la aparición de la angina y el tiempo en el que se presenta una depresión de 1 mm en el segmento ST.

Amlodipino puede ser usado en enfermos con asma, diabetes y gota, ya que no ha sido asociado con ningún efecto metabólico adverso o cambios en los lípidos del plasma.

En pacientes ancianos y jóvenes con escasez hepática ha disminuido la separación del amlodipino con un aumento que resultaba en el ABC de aproximadamente 40-60%, y una dosis inicial más baja puede ser requerida. Los incrementos en el ABC y en la vida media de eliminación en pacientes de esta edad con insuficiencia cardiaca congestiva ocurrieron conforme a lo esperado.

El amlodipino se desarrolló originalmente en pruebas clínicas o preclínicas como cápsulas o soluciones de la sal de maleato. Por lo tanto, la mayor parte de los estudios clínicos fueron elaborados con el maleato de amlodipino. Solamente algunos estudios compararon la forma farmacéutica final de sal de besilato con sal de mesilato. Y los resultados mostraron que las tabletas de ambas sales son bioequivalentes. El amlodipino se absorbe bien del tracto gastrointestinal, con una farmacocinética lineal dependiente de la dosis reportada en voluntarios sanos.

La ruta de los metabolitos es compleja, pero ninguno de los metabolitos ha demostrado tener actividad antagonista al calcio cuando se compara con la molécula origen. La ruta de degradación en el hombre es principalmente oxidación a análogos de la piridina seguida de la oxidación de las cadenas e hidrólisis. La eliminación es principalmente a través de la orina. Los perfiles farmacocinéticos muestran que el estado estable en plasma se alcanza después de por lo menos 7 días de administración. La vida media en plasma es cerca de 36 horas (dosis sencilla) o más de 45 horas (con dosis repetidas).

El amlodipino se caracteriza por la relativa baja fluctuación de los picos de concentración plasmática. Mientras los estudios farmacocinéticos no muestran diferencias en la vida media de eliminación en pacientes con insuficiencia renal, la vida media de eliminación se incrementa en personas mayores (48 horas después de una dosis sencilla) o en pacientes con cirrosis hepática (60 horas después de una dosis sencilla). Después de la administración oral de amlodipino se observa una relación lineal entre la dosis y el área bajo la curva de la concentración plasmática con respecto al tiempo.

CONTRAINDICACIONES: Amlodipino está contraindicado en pacientes con sensibilidad al amlodipino o a componentes contenidos en su formulación.

Está contraindicado en el embarazo, lactancia y en menores de 18 años.

RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA: El uso de este medicamento durante el embarazo sólo se recomienda cuando no haya una alternativa más segura y cuando la enfermedad por sí misma conlleve riesgos elevados para la madre y el feto.

REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS: Las reacciones secundarias observadas en estudios clínicos controlados con placebo, que incluyeron pacientes con problemas de hipertensión o angina, fueron: cefalea, edema, fatiga, somnolencia, náuseas, dolor abdominal, bochornos, palpitaciones y mareos. Sin embargo, en estudios clínicos no se observaron modificaciones que pudieran relacionarse con la administración de amlodipino.

Las reacciones secundarias que se han observado durante su comercialización incluyen alopecia, alteración en los hábitos intestinales, artralgia, astenia, dolor de espalda, dispepsia, disnea, hiperplasia gingival, ginecomastia, hiperglucemia, impotencia, polaquiuria, leucopenia, mal estado general, cambios en el estado de ánimo, sequedad bucal, calambres musculares, mialgia, neuropatía periférica, pancreatitis, aumento de la sudoración, síncope, trombocitopenia, vasculitis y alteraciones visuales.

Rara vez pueden ocurrir reacciones alérgicas, incluyendo prurito, rash, angioedema y eritema multiforme.

Hepatitis, con muy poca frecuencia. También se han llegado a reportar ictericia y elevación de las enzimas hepáticas (principalmente relacionadas con colestasis).

También se han llegado a reportar algunos casos en asociación con amlodipino, lo suficientemente graves como para requerir de hospitalización. Sin embargo, al igual que con otros bloqueadores de iones calcio, en raras ocasiones ocurren los siguientes eventos adversos: infarto del miocardio, arritmia (inclusive taquicardia ventricular y la fibrilación auricular) y dolor torácico.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD: Se han hecho estudios en ratas y ratones tratándolos con dosis de amlodipino. Amlodipino, no mostró evidencias de carcinogénesis, mutagenésis o teratogénesis.

Los estudios sobre fertilidad en animales no mostraron efectos negativos.

INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO:

Amlodipino se ha administrado con seguridad junto con otros medicamentos como: amiodarona, amprenavir, bloqueadores beta adrenérgicos, ciclosporina, esmolol, etodolaco, fentanil, fluconazol, itraconazol, ketoconazol, rifampicina, saquinavir, entre otros, y con jugo de toronja.

Los datos de los estudios en vivo indican que amlodipino no tiene ningún efecto en la unión de la proteína plasmática de digoxina, fenitoína, warfarina o indometacina.

ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO: Hasta el momento, no se ha observado patrón alguno de anormalidades en los exámenes de laboratorio con significado clínico atribuible a amlodipino.

PRECAUCIONES GENERALES: Una vez que sea administrado el amlodipino, se debe tomar como precaución como cualquier otro vasodilatador periférico; debe ser ejercitado al administrar amlodipino, particularmente en pacientes con severo estenosis aórtico.

Uso en niños: No se tiene la experiencia sobre el uso de amlodipino en niños.

Uso en pacientes con insuficiencia hepática: No se han establecido las recomendaciones de dosis en este tipo de pacientes, por lo que este medicamento deberá ser administrado con precaución.

Efectos sobre la capacidad de conducir vehículos y usar maquinaria: De acuerdo con la experiencia clínica, es improbable que disminuya la capacidad para conducir vehículos o para operar maquinaria de precisión.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN: Oral.

Dosis: En pacientes geriátricos o en individuos con hipertensión pequeña o frágil, se recomienda una dosis de 2.5 mg de amlodipino una vez al día. Sin embargo, para casos de hipertensión, la dosis es de 5 mg de amlodipino una vez al día, y puede incrementarse hasta una dosis máxima de 10 mg de amlodipino diariamente, dependiendo de la respuesta individual.

Uso en ancianos: Se recomiendan regímenes de dosificación normales.

Uso en pacientes con insuficiencia hepática: No se han establecido recomendaciones de dosis por lo que el suministro debe estar bajo precaución.

Uso en pacientes con insuficiencia renal: Amlodipino puede administrarse a estos pacientes en dosis normales.

MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL: La ingesta accidental puede provocar una vasodilatación periférica excesiva y posiblemente taquicardia refleja.

Con base en estudios clínicos, la hipotensión sistémica marcada y, probablemente, prolongada puede provocar shock con un resultado fatal.

Sin embargo, para contrarrestar los efectos del amlodipino, se requiere de la administración de carbón activado, inmediatamente después o durante las dos horas siguientes a la ingestión de dicho fármaco, logrando reducir su absorción significativa. En algunos casos el lavado de estómago puede ser útil.

La hipotensión debida a la sobredosis de amlodipino exige el apoyo cardiovascular activo, incluido el monitoreo, frecuente de las funciones cardiaca y respiratoria, la elevación de las extremidades y el control del volumen circulante y de la excreción de orina.

PRESENTACIONES: Caja con 10 ó 30 tabletas de 5 mg.

RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO: Consérvese a temperatura ambiente, a no más de 30°C y en lugar seco.

LEYENDAS DE PROTECCIÓN:

Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños. No se use durante el embarazo ni la lactancia. Consérvese a temperatura ambiente, a no más de 30°C y en lugar seco. Literatura exclusiva para médicos.

LABORATORIOS VANQUISH, S. A. de C. V.

Reg. Núm. 281M2007, SSA IV
IEAR-07330021830181/R2007