BICONCOR

Tabletas recubiertas

(BISOPROLOL HIDROCLOROTIAZIDA )

Beta-bloqueadores combinados con antihipertensivos y/o diuréticos (C7B1)

Merck.png
ADMINISTRACIÓN Y POSOLOGÍA
ALMACENAMIENTO
ALTERACIONES DE PRUEBAS DE LABORATORIO
CONTRAINDICACIONES
EFECTOS ADVERSOS
EMBARAZO Y LACTANCIA
FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA
FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN
INDICACIONES
INTERACCIONES
LEYENDAS DE PROTECCIÓN
PRECAUCIONES
PRECAUCIONES Y ADVERTENCIAS
PRESENTACIÓN
SOBREDOSIFICACIÓN

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN: Oral.

El bisoprolol es un agente efectivo para el control de la presión arterial, utilizado a las dosis de 2.5 a 40 mg una vez al día, mientras que la hidroclorotiazida es efectiva desde la dosis de 6.25 hasta 50 mg.

La terapia combinada de bisoprolol e hidroclorotiazida resulta efectiva cuando se utilizan las dosis de 2.5 a 20 mg de bisoprolol y 6.25 a 25 mg de hidroclorotiazida por día.

Terapia inicial: La terapia antihipertensiva debe iniciar con la dosis más baja de BICONCOR, correspondiente a una tableta de 2.5/6.25 mg una vez al día.

En caso necesario podrá ajustarse la dosis gradualmente con intervalos de 14 días.

Terapia de reemplazo: En aquellos pacientes cuya presión arterial no es controlada adecuadamente con 2.5 a 20 mg de bisoprolol al día, puede sustituirse la terapia con BICONCOR.

Aquellos pacientes cuya presión arterial es adecuadamente controlada con hidroclorotiazida (50 mg) pero experimentan efectos adversos significativos como pérdida de potasio, pueden alcanzar un control similar de la presión arterial sin cambios importantes en el balance electrolítico cuando se reemplaza la terapia con BICONCOR.

Descontinuación de la terapia: Si se tiene planeado el retiro de BICONCOR, éste deberá ser gradual, durante un periodo de 2 semanas.

Pacientes con daño hepático o renal: En estos casos deberá tenerse precaución especial en el ajuste de las dosis.

Ancianos: El ajuste de la dosis en relación a la edad no es usualmente necesario a menos que exista insuficiencia renal o hepática.




RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO: Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C y en lugar seco y consérvese el frasco bien tapado.




ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO: BICONCOR puede disminuir los niveles séricos de yodo unido a proteínas.

BICONCOR debe ser descontinuado antes de realizar pruebas de función paratiroidea.




CONTRAINDICACIONES: BICONCOR está contraindicado en aquellos pacientes con antecedentes de hipersensibilidad a cualquiera de los componentes de la fórmula o a otros agentes derivados de las sulfonamidas.

BICONCOR no debe administrarse a pacientes con choque cardiogénico, bloqueo auriculoventricular de segundo o tercer grado, bradicardia sinusal grave o anuria.




REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS: Los efectos adversos relacionados con la administración de BICONCOR incluyen mareos, vértigo, cefalea, somnolencia, ansiedad, boca seca, bradicardia, extremidades frías, claudicación, hipotensión, disnea de esfuerzo, pesadillas, depresión, dermatitis, alopecia, tos, fatiga, astenia, edema, aumento de peso, fiebre, agranulocitosis, trombocitopenia y púrpura trombocitopénica.




RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA: La seguridad del uso de BICONCOR durante el embarazo o la lactancia no ha sido establecida, por lo que sólo debe utilizarse en estos casos cuando los beneficios potenciales justifiquen el riesgo.




FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA: El mecanismo de acción antihipertensiva del bisoprolol involucra diversos factores, dentro de los que se encuentran la disminución del gasto cardiaco, inhibición de la liberación de renina y disminución del flujo simpático proveniente de los centros vasomotores del sistema nervioso central.

Los efectos agudos de las tiazidas se deben a la reducción del volumen sanguíneo y gasto cardiaco, secundarios a un efecto natriurético, aunque también se ha propuesto que estos agentes poseen efectos vasodilatadores directos.

Con la administración crónica de hidroclorotiazida, el volumen plasmático regresa a valores pretratamiento pero la disminución de la resistencia vascular periférica persiste.

El bisoprolol se absorbe en aproximadamente 90% desde el tracto gastrointestinal. Tras la administración de 10 mg vía oral se alcanzan concentraciones plasmáticas máximas del orden de 40 µm/L, en aproximadamente 3 horas. La vida media plasmática del bisoprolol es de 10-12 horas, la cual es prolongada cuando se compara con el resto de bloqueadores adrenérgicos ß.

El bisoprolol se distribuye lentamente en los líquidos corporales con un volumen de distribución aparente de 3 L/kg. Estudios preclínicos han mostrado que el bisoprolol se une en aproximadamente 30% a las proteínas plasmáticas y se distribuye en los pulmones, el hígado, los riñones, el corazón y el cerebro.

Aproximadamente 50% del bisoprolol administrado es eliminado sin cambios por la orina, al igual que los metabolitos inactivos producidos. La depuración renal de bisoprolol es de 160 ml/min y la depuración no renal corresponde a 150 ml/min.

En pacientes con insuficiencia renal o hepática es posible esperar una acumulación aproximada a un factor de 2. La hidroclorotiazida se absorbe en aproximadamente 70% tras su administración oral, obteniéndose concentraciones plasmáticas máximas después de 2 a 4 horas.

La hidroclorotiazida se une a las proteínas en aproximadamente 40 a 64%, lo cual disminuye en pacientes cuya función renal está deteriorada. Se acumula en los eritrocitos y cruza la barrera placentaria. Es posible encontrar niveles muy bajos de hidroclorotiazida en la leche materna. Su volumen de distribución aparente corresponde a 3.0 L/kg.

La hidroclorotiazida no es metabolizada por el humano, y es principalmente excretada por la orina.

La hidroclorotiazida presenta un perfil de eliminación bifásico, lo cual se debe probablemente a su lenta liberación tisular. A la primera fase (a) corresponde un tiempo de vida media plasmática de 2.5 horas. La segunda (ß) presenta un tiempo de vida media de 8 a 12 horas. En vista de que la hidroclorotiazida no es metabolizada y es eliminada casi por completo por la orina, su tiempo de vida media se incrementa en pacientes con deterioro de la función renal. No se han observado cambios en la biodisponibilidad del bisoprolol o de la hidroclorotiazida al ser administrados juntos en una tableta.

Las concentraciones plasmáticas máximas de bisoprolol corresponden a aproximadamente 9, 19 y 36 ng/ml a las 2.5 horas después de la administración de las presentaciones de 2.5/6.25, 5/6.25 y 10/6.25 mg de bisoprolol e hidroclorotiazida, respectivamente.

Las concentraciones plasmáticas máximas de hidroclorotiazida son de 30 ng/ml a las 2.5 horas.




FORMA FARMACÉUTICA amiif.jpg
Y FORMULACIÓN:

Cada TABLETA contiene:

Fumarato de bisoprolol 2.5 mg

Hidroclorotiazida 6.25 mg

Excipiente, c.b.p. 1 tableta.

Fumarato de bisoprolol 5.0 mg

Hidroclorotiazida 6.25 mg

Excipiente, c.b.p. 1 tableta.

Fumarato de bisoprolol 10.0 mg

Hidroclorotiazida 6.25 mg

Excipiente, c.b.p. 1 tableta.




INDICACIONES TERAPÉUTICAS: BICONCOR está indicado en el tratamiento de la hipertensión arterial sistémica.

En este producto se combina la acción de 2 agentes antihipertensivos: el bisoprolol, un bloqueador adrenérgico ß1 cardioselectivo y la hidroclorotiazida, un agente diurético, cuyo perfil farmacológico permite su dosificación una vez al día.




INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO:

Antihipertensivos: BICONCOR puede potenciar la acción de otros agentes antihipertensivos utilizados simultáneamente.

Aquellos pacientes que están recibiendo agentes que disminuyen las reservas de catecolaminas como la reserpina y la guanetidina, deben ser monitoreados cuidadosamente, dado que la administración de bisoprolol puede causar una excesiva disminución de la actividad simpática.

Alcohol, barbitúricos o narcóticos: La administración simultánea de BICONCOR con estos agentes puede favorecer la presentación de hipotensión ortostática.

Colestiramina: La absorción de la hidroclorotiazida puede ser disminuida por la administración de resinas de intercambio iónico.

Corticosteroides: Pueden potenciar la depleción electrolítica y causar hipocaliemia.

Litio: La hidroclorotiazida puede reducir la depuración renal del litio e incrementar el riesgo de toxicidad.

AINEs: Los agentes antiinflamatorios no esteroideos pueden reducir los efectos diurético, natriurético o antihipertensivo de los diuréticos tiazídicos.




LEYENDAS DE PROTECCIÓN:

Literatura exclusiva para médicos. Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños.
No se use en el embarazo o la lactancia.

Hecho en Colombia por:

Merck, S. A.

Acondicionado y distribuido por:

MERCK, S. A. de C. V.

Reg. Núm. 220M98, SSA IV




PRECAUCIONES GENERALES: Anestesia y cirugía por el riesgo de depresión miocárdica.

Evitar la suspensión brusca del medicamento, se recomienda la suspensión durante un periodo de una a dos semanas.

Enfermedades pulmonares acompañadas de broncospasmo.

Insuficiencia cardiaca congestiva.

Diabetes mellitus.

Enfermedad hepática.

Hipertiroidismo y/o tirotoxicosis.

Enfermedad vascular periférica.

Insuficiencia renal.




PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD: Los estudios preclínicos llevados a cabo con BICONCOR, no mostraron evidencias de que su administración se relacione con efectos teratogénicos, mutagénicos, carcinogénicos o sobre la fertilidad.




PRESENTACIONES:

BICONCOR Tabletas de 2.5 mg/6.25 mg (fumarato de bisoprolol 2.5 mg e hidroclorotiazida 6.25 mg) se presenta en cajas con frascos con 15 y 30 tabletas.

BICONCOR Tabletas de 5.0 mg/6.25 mg (fumarato de bisoprolol 5.0 mg e hidroclorotiazida 6.25 mg) se presenta en cajas con frascos con 15 y 30 tabletas.

BICONCOR Tabletas de 10 mg/6.25 mg (fumarato de bisoprolol 10 mg e hidroclorotiazida 6.25 mg) se presenta en cajas con frascos con 15 y 30 tabletas.




MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL: Los signos y síntomas esperados tras una sobredosis con un bloqueador adrenérgico ß incluyen bradicardia, hipotensión y letargia, mientras que con sobredosis severas pudiera observarse delirio, broncospasmo, hipoglucemia, coma, convulsiones, insuficiencia cardiaca y paro respiratorio.

Por otro lado, en la intoxicación aguda con diuréticos tiazídicos pueden presentarse síntomas relacionados con la pérdida de líquidos y electrólitos como taquicardia, hipotensión, choque, debilidad, confusión, mareos, calambres, parestesia, náuseas, vómito, sed, y poliuria, oliguria o anuria.

Si se sospecha de sobredosis con BICONCOR, la terapia deberá ser descontinuada y se deberá instaurar tratamiento de soporte.

No existe un antídoto específico para BICONCOR. No existe evidencia de que el bisoprolol o la hidroclorotiazida sean dializables.

Las medidas generales recomendadas incluyen emesis o lavado gástrico, administración de carbón activado y corrección del desequilibrio hidroelectrolítico.